comparativos |

Volkswagen Polo, T-Cross o Nivus: ¿cuál elegir?

Sobre la misma plataforma, Volkswagen desarrolló tres vehículos con sus respectivos atributos para diferentes tipos de usuario. Te contamos sus principales características para ayudarte a elegir cuál se adapta mejor a tus necesidades.

Con la llegada del nuevo Polo en 2018, Volkswagen estrenó en nuestro mercado la plataforma modular MQB-A0, que luego le permitiría a la marca alemana ofrecer una gama de siluetas amplia dentro del segmento B, uno de los más demandados por el usuario promedio argentino.

VOLKSWAGEN POLO, T-CROSS O NIVUS

Al Polo se le sumó T-Cross en 2019 y un año más tarde llegó Nivus para complementar la “ofensiva SUV” de la marca de Wolfsburgo en la gama argentina. Si bien comparten la plataforma, buena parte de la arquitectura en el interior y en el caso de T-Cross y Polo la motorización, está claro que cada uno apunta a un tipo de cliente diferente.

En primer lugar, el Volkswagen Polo es un vehículo más convencional, que compite en uno de los segmentos más populares del mercado con un diseño que tiene el sello indiscutido de la marca, discreto y sin llamar demasiado la atención. Además, tiene el complemento del Virtus para quienes buscan una mayor habitabilidad cortesía de una distancia entre ejes más generosa, sumado a un baúl imbatible de 521 litros.

Te puede interesar
¿Cuáles son los autos más baratos y seguros en Argentina?

En cuanto al motor, si bien se trata de un bloque que tiene sus años en el mercado, las prestaciones y consumos que ofrece creemos que van acorde al potencial usuario que busca un vehículo para moverse de manera ágil con un costo operativo promedio. Incluso, quienes busquen más potencia tienen la opción del GTS con motor 1.4 turbo de 150 CV, disponible tanto en el hatch como el sedán.

Por su parte, T-Cross fue la respuesta (un poco tarde) de Volkswagen a Ford, que se había posicionado entre los primeros puestos de venta con Ecosport. Sin embargo, parece que la espera valió la pena porque en 2020 T-Cross fue el SUV más vendido del segmento.

Te puede interesar
Volkswagen T-Cross vs Taos: ¿cuál elegir?

Gracias a una distancia entre ejes tomada de Virtus y no de Polo, la habitabilidad es destacada, sumado a un diseño que transmite solidez y es atractivo, despegándose un poco de la tradición de las líneas clásicas Volkswagen. Su punto débil quizás está en el motor, ya que en una carrocería de mayor porte el 1.6 deja gusto a poco, sobre todo teniendo en cuenta que en Brasil ofrece una gama de impulsores turboalimentados. Esta deuda quedará saldada en unas semanas cuando se incorpore a la gama el 1.0 TSI de 116 CV que equipa al Nivus.

Te puede interesar
Volkswagen Nivus Highline: Habitabilidad

Llegamos así al último producto de la familia en sumarse al portafolio local de la filial argentina del grupo Volkswagen. Nivus llegó para romper esquemas con un estilo muy particular, sobre todo por su caída del techo “tipo fastback”.

Frente a T-Cross pierde en habitabilidad, aunque ofrece un baúl de plausibles 415 litros de capacidad. Además de un diseño más llamativo, tiene una dotación de seguridad única en su segmento, con dispositivos como el control de velocidad crucero adaptativo y el frenado autónomo de emergencia, sumado a los seis airbags y el mencionado motor turboalimentado que se muestra mucho más brioso y contundente respecto al 1.6 aspirado.