comparativos |

Peugeot 208 vs Volkswagen Polo: ¿cuál elegir?

Analizamos dos de las propuestas más interesantes del segmento B, que tienen más similitudes que diferencias. Enterate por qué.

El segmento B de autos bicuerpo (cinco puertas) siempre fue uno de los más populares en nuestro mercado. Pese al fuerte avance de los SUV, sigue habiendo propuestas para abastecer la demanda de los que todavía prefieren las siluetas más tradicionales. Y en ese contexto, dos de los modelos más conocidos son el Peugeot 208 y el Volkswagen Polo, que protagonizan una rivalidad que inició en 2018 con la primera generación del modelo de Peugeot y el arribo de Volkswagen al segmento B+ con el hatch fabricado en Brasil.

Y como en auto test siempre estamos para ayudarte a elegir tu próxima compra, juntamos a estos dos modelos regionales para la producción del video que ya podés ver en nuestro canal de Youtube, y sumado a eso agregamos esta nota con más información para facilitar tu elección. Antes, hacemos una aclaración: sabemos que las versiones utilizadas de ambos autos para el video no son comparables por una cuestión de equipamiento y mecánica, pero para la nota vamos a tener en cuenta la gama en general que ofrece cada modelo.

Te puede interesar
El Peugeot 208 nacional mejora su pantalla multimedia para toda la gama

Dimensiones

Arrancamos por las medidas. Tanto Peugeot 208 como Volkswagen Polo están fabricados en el Mercosur (Argentina y Brasil, respectivamente) y utilizan modernas plataformas modulares como sus hermanos europeos. En el caso del 208 es la CMP, mientras que Polo se apoya en la archiconocida MQB.

En cuanto a las dimensiones hay bastante similitud porque en este segmento se manejan longitudes que están en torno a los 4 metros. Así las cosas, hay prácticamente un empate técnico en el largo total, con 4,05 metros en los dos casos. La diferencia comienza en la distancia entre ejes, con 2,56 metros para el Polo frente a 2,53 en el caso del 208, lo cual impacta en la habitabilidad con una ventaja (leve) del producto fabricado en Brasil. ¿Los baúles? 300 litros declaran para el Volkswagen Polo y 311 para el Peugeot 208.

Te puede interesar
Los autos más vendidos de Argentina en 2022, ¿son seguros?

Equipamiento

Para hablar de equipamiento podemos mencionar que hay diferencias en la gama de cada uno. Por su origen brasileño, la oferta del Volkswagen Polo está más limitada y por eso se ofrecen actualmente menos versiones que en su rival nacional.

Por eso, Peugeot 208 se beneficia con un catálogo más amplio que cuenta con dos motorizaciones (1.2 de 82 CV para la versión de entrada y 1.6 de 115 CV para el resto), además de que tiene más niveles de equipamiento totalizando nueve alternativas posibles (sin contar la versión GT importada) frente a cinco del Volkswagen, que sin embargo también tiene en sus filas dos motorizaciones (el 1.4 turbo de 150 CV para el GTS).

Te puede interesar
Volkswagen anunció tres lanzamientos para 2023 en Argentina

En cuanto a la dotación, si analizamos las versiones full el Peugeot 208 saca ventaja por el lado de la seguridad ya que suma las bolsas de aire de cortina (Polo tiene cuatro en toda la gama) y los ADAS como mantenimiento de carril y frenado autónomo, dos elementos que Volkswagen por el momento no ofrece para su compacto.

Motor y consumos

Respecto de las motorizaciones, ya dijimos que ambos ofrecen dos alternativas (208 tendría tres si contamos el 1.2 turbo del GT) y en este caso vamos a hablar lógicamente de los más comparables. Para el 208 Peugeot ofrece el 1.6 de 115 CV y 15,8 kgm de torque a 4.000 RPM, valores prácticamente similares a los del 1.6 del Polo (110 CV y 15,5 kgm). A su vez, los dos ofrecen para estas mecánicas cajas manual o automática de cinco y seis velocidades, respectivamente.

Te puede interesar
¿Cómo les fue a los modelos de Volkswagen y Toyota en las pruebas de choque?

Claro que si hay similitudes en la configuración de los motores, también ocurre lo mismo con las prestaciones. Según nuestras pruebas, el Polo sería más lento con un cero a cien en 12,3 segundos frente a 11,7 del 208.

Por el lado de los consumos, a velocidad constante los dos gastan prácticamente lo mismo firmando una cifra en el orden de los 8 litros circulando a 130 km/h. La diferencia viene en el ámbito citadino, donde el Polo se mostró más económico con un registro de 10,3 litros cada cien kilómetros frente a 12,1 del Peugeot. Eso, sumado a un tanque levemente más grande (50 vs 47 litros) le da al Polo mayor autonomía en el uso urbano.

Te puede interesar
El Peugeot 208 alcanzó un nuevo récord en Argentina

Conclusión

De esta forma te dimos un pantallazo de lo que ofrecen dos exitosos exponentes del segmento B. Actualmente el 208 es el más vendido de este nicho (quizás gracias a su origen nacional) pero lo cierto es que ambos son productos correctos con más similitudes que diferencias y que tal vez puedan ganarse un lugar en tu cochera en base a sus atributos compartidos como su robustez, confiabilidad mecánica y un buen balance entre desempeño dinámico en ruta y confort de marcha en ciudad.