noticias |

Peugeot 307 nacional vs importado: ¿qué diferencias había?

La variante fabricada en la planta de El Palomar del Peugeot 307 se presentaba con precios más accesibles y una gama completa y bien equipada. Además, contaba con mejoras de ingeniería y construcción para adaptarse a nuestras calles y rutas. ¿Era mejor que el importado?

El Peugeot 307 es uno de esos au­tos que uno co­no­ce más que bien, has­ta en sus de­ta­lles más ín­ti­mos, en­ton­ces en un ma­no a ma­no en­tre el im­por­ta­do y el nue­vo de pro­duc­ción na­cio­nal, las di­fe­ren­cias sal­ta­rían a la vis­ta. Los com­pa­ra­mos cen­tí­me­tro por cen­tí­me­tro, pie­za por pie­za, eva­luan­do so­bre to­do el ni­vel de ca­li­dad ge­ne­ral. Y una vez en mar­cha, pro­ba­mos los cam­bios en los tre­nes de ro­da­je y en otros com­po­nen­tes que los in­ge­nie­ros de la mar­ca adop­ta­ron pa­ra adap­tar­lo me­jor a nues­tras ca­lles y ca­mi­nos.

Peugeot-307-frente

A los po­cos días de su lan­za­mien­to lo­cal, el Peugeot 307 ya de­ja­ba cla­ro que era un mo­de­lo de­sea­do, lo que pos­te­rior­men­te con­fir­ma­ron las es­ta­dís­ti­cas de ven­tas y pa­ten­ta­mien­tos, cuan­do tre­pa­ba ha­cia los pri­me­ros pues­tos. Cla­ro, en el “uno a uno” el naf­te­ro full cos­ta­ba 23.500 pe­sos…

Tan­to bri­llo se opa­ca­ría me­ses des­pués con el ad­ve­ni­mien­to de la de­va­lua­ción, que de­ja­ba ca­si sin chan­ces de com­pe­tir a to­dos aque­llos mo­de­los ge­ne­ra­lis­tas (no in­clui­mos a los Pre­mium de seg­men­tos su­pe­rio­res) im­por­ta­dos de ex­tra zo­na, es de­cir fue­ra del Mer­co­sur. El pre­cio del 307 se dis­pa­ra­ba y des­de en­ton­ces que­dó en fran­ca des­ven­ta­ja con res­pec­to al Focus y al Golf, en­tre otros.

Te puede interesar
(GUIA) Solo quedan dos Peugeot por menos de un millón de pesos

Lue­go de las ac­cio­nes de lan­za­mien­to del mo­de­lo na­cio­nal, Peu­geot nos ce­dió una uni­dad pa­ra su co­rres­pon­dien­te eva­lua­ción, en es­te ca­so un XS full con mo­tor naf­te­ro de 2 li­tros y 138 CV. Con res­pec­to al XT, el XS se di­fe­ren­cia por las mol­du­ras ex­te­rio­res to­na­li­za­das y un in­te­rior con di­fe­ren­tes ta­pi­za­dos y apli­ques sí­mil me­tal, que le im­pri­men una ima­gen si se quie­re un po­co más de­por­ti­va.

Con lu­pa en ma­no com­pa­ra­mos los ma­te­ria­les del ha­bi­tá­cu­lo del Peugeot 307 XT im­por­ta­do y del XS na­cio­nal. Co­mo en la fa­se ini­cial de la pro­duc­ción el por­cen­ta­je de in­te­gra­ción na­cio­nal era só­lo del 43%, mu­chas de las pie­zas eran exac­ta­men­te las mis­mas y la ma­yo­ría de las lo­ca­les no pre­sen­taban di­fe­ren­cias de ca­li­dad. El 307 seguía mos­tran­do el mis­mo ni­vel de ter­mi­na­ción que an­tes, con al­gu­nos ma­te­ria­les de muy bue­na ma­nu­fac­tu­ra y otros no tan­to.

Te puede interesar
El 504 festejó sus 50 años

La er­go­no­mía in­te­rior no se había vis­to mo­di­fi­ca­da, y fal­ta no le ha­cía ya que ofre­ce una bue­na po­si­ción de ma­ne­jo con múl­ti­ples re­gu­la­cio­nes (ma­nua­les) de bu­ta­ca y vo­lan­te, y un es­pa­cio tra­se­ro que lo co­lo­caba jun­to al Fo­cus en lo me­jor del seg­men­to. Sí apre­cia­mos un tra­ba­jo más es­me­ra­do en el na­cio­nal en ma­te­ria de in­so­no­ri­za­ción: las fil­tra­cio­nes de ai­re por los bur­le­tes de­lan­te­ros que no­ta­mos en el im­por­ta­do no se pre­sen­ta­ron en el na­cio­nal.

Tam­bién se es­cu­chaban me­nos rui­di­tos pro­ve­nien­tes de los en­cas­tres in­te­rio­res y el so­ni­do del mo­tor in­gre­saba me­nos al ha­bi­tá­cu­lo. Es­tos pe­que­ños cam­bios po­si­ti­vos habían ele­va­do el con­fort en un ha­bi­tá­cu­lo de por sí có­mo­do, lu­mi­no­so y con una agra­da­ble sen­sa­ción de am­pli­tud.

Peugeot-307-interior

Comportamiento

Con­ser­van­do los 2 cen­tí­me­tros plus de des­pe­je con res­pec­to al mo­de­lo que se ven­de en Eu­ro­pa, el 307 na­cio­nal es­tá me­jor adap­ta­do a la via­li­dad lo­cal gra­cias a una se­rie de mo­di­fi­ca­cio­nes rea­li­za­das en las sus­pen­sio­nes. Aun­que en Peu­geot no se mos­tra­ron muy afec­tos a dar un de­ta­lle pun­tual de esos cam­bios, los hay y pa­ra bien, al pun­to que es­tos tra­ba­jos de in­ge­nie­ría re­ci­bie­ron el vis­to bue­no de Peu­geot Fran­cia y po­drían adop­tar­se en el 307 que allí se fa­bri­ca.

Te puede interesar
Se viene la Peugeot Landtrek: ¿cuándo llega la pick up mediana?

En aque­lla pri­me­ra prue­ba al Peugeot 307 2.0 cri­ti­cá­ba­mos brus­que­dad con que el tren tra­se­ro co­pia­ba las im­per­fec­cio­nes del ca­mi­no, “pro­du­cien­do rui­dos y al­gu­nos gol­pe­teos”. Es­ta “se­que­dad” fue so­lu­cio­na­da me­dian­te la adop­ción de re­sor­tes más lar­gos y amor­ti­gua­do­res con otro án­gu­lo de in­cli­na­ción. El re­sul­ta­do es un an­dar más sua­ve y con­for­ta­ble, con me­nos rui­dos en em­pe­dra­dos y ca­mi­nos en mal es­ta­do. El tren de­lan­te­ro, a su vez, tie­ne un “des­cuel­gue” me­nos brus­co cuan­do pa­sa­mos lo­mos de bu­rro un po­co rá­pi­do y tam­bién se mues­tra me­nos rui­do­so.

No que­dan du­das que es­tos cam­bios le caen muy bien y com­pro­ba­mos que no afec­ta­ron el de por sí im­pe­ca­ble com­por­ta­mien­to di­ná­mi­co a al­tas ve­lo­ci­da­des. Su te­ni­da es óp­ti­ma en to­do ti­po de cur­vas gra­cias a la ac­ción del tren pos­te­rior au­to­di­rec­cio­nal y en cual­quier con­di­ción de ma­ne­jo se apre­cia el in­ta­cha­ble tra­ba­jo de la di­rec­ción elec­tro-hi­dráu­li­ca.

Te puede interesar
Comienza la fabricación del 208 en Argentina

Peugeot-307-doblando

Prestaciones

Tras rea­li­zar las prue­bas de per­for­man­ce de ambos Peugeot 307, los nú­me­ros de­mues­tran que tam­po­co hay di­fe­ren­cias pres­ta­cio­na­les con res­pec­to al 2.0 im­por­ta­do, y es ló­gi­co ya que el con­jun­to me­cá­ni­co es exac­ta­men­te el mis­mo (tal co­mo su­ce­de con el HDi de 90 CV y el naf­te­ro 1.6 de 110 CV). Es­te pro­pul­sor se des­ta­ca por su sua­vi­dad de fun­cio­na­mien­to y pro­gre­si­vi­dad. Su fuer­te es­tá por en­ci­ma de las 4.500 rpm, régimen en que ma­ni­fies­ta una ma­yor so­no­ri­dad. Sus ace­le­ra­cio­nes no bri­llan como tampoco la ve­lo­ci­dad má­xi­ma de 195 km/h, pa­ra sus ca­si 140 CV, en lo que se­gu­ro in­flu­ye su im­por­tan­te al­tu­ra y des­pe­je.

En ma­te­ria de con­su­mo, arro­ja va­lo­res nor­ma­les pa­ra un au­to de su ci­lin­dra­da, en tan­to el tan­que de 60 li­tros le otor­ga una au­to­no­mía su­fi­cien­te pa­ra via­jar a ve­lo­ci­da­des “co­he­ren­tes”.

Te puede interesar
Peugeot redobla las bonificaciones en cuatro de sus modelos

Peugeot-307-lateral

Equipamiento

Las ver­sio­nes Pre­mium, ya sean XT o XS, man­tie­nen el equi­pa­mien­to del Peugeot 307 im­por­ta­do, por cier­to com­ple­to: cli­ma­ti­za­dor au­to­má­ti­co, te­cho co­rre­di­zo, sen­sor de llu­via y cre­pus­cu­lar, pack eléc­tri­co pa­ra le­van­ta­vi­drios y es­pe­jos, car­ga­dor de CDs y or­de­na­dor de a bor­do por só­lo nom­brar los ac­ce­so­rios de con­fort más re­le­van­tes. Op­cio­nal­men­te, pue­de equi­par­se con ca­ja au­to­má­ti­ca Tip­tro­nic y ta­pi­za­dos de cue­ro, aun­que só­lo en el XS.

En ma­te­ria de se­gu­ri­dad se des­ta­can más las ver­sio­nes “bá­si­cas” ya que to­da la ga­ma es­tá equi­pa­da de se­rie con cua­tro dis­cos, ABS con re­par­ti­dor y dos air­bags. En el ca­so de es­te XS/XT full, po­dría te­ner air­bags la­te­ra­les co­mo en el Astra y con­trol de trac­ción co­mo en el Fo­cus.

Con los pre­cios fijados en aquel entonces por la marca francesa pa­ra to­da la ga­ma, el Peugeot 307 era más com­pe­ti­ti­vo y es­taba de­mos­tran­do que iba a re­cu­pe­rar la cuo­ta de mer­ca­do per­di­da tras la de­va­lua­ción. Es­to beneficiaría también su re­ven­ta y al in­te­grar pie­zas lo­ca­les abarataba su cos­to de man­te­ni­mien­to.

Peugeot-307

Te puede interesar
Peugeot se suma a las tiendas oficiales en Mercadolibre

Principales diferencias del nacional

    • Rueda de auxilio: se in­vier­te su po­si­ción y se co­lo­ca ma­te­rial ais­lan­te, con lo que se con­si­guen me­nos vi­bra­cio­nes y dis­mi­nu­ción de rui­dos.
    • Asien­to tra­se­ro: se co­lo­can ele­men­tos ab­sor­be­do­res de rui­dos.
    • Bur­le­tes: me­jor ais­la­mien­to ae­ro­di­ná­mi­co.
    • En­cas­tres: dis­mi­nu­ción de rui­dos in­te­rio­res al tran­si­tar por pi­sos des­pa­re­jos.
    • Por­tón: más ten­sión a la ce­rra­du­ra pa­ra evi­tar rui­dos.
    • Des­pe­je: se man­tie­nen los 2 cm plus del im­por­ta­do con res­pec­to al ven­di­do en Eu­ro­pa.
    • Sus­pen­siones: re­sor­tes de ma­yor lon­gi­tud en­cap­su­la­dos y amor­ti­gua­do­res con in­cli­na­ción mo­dificada. Mejor confort y disminución de ruidos.

Peugeot 307 nacional vs importado: conclusiones

  • Carroceria: empate

No hay di­fe­ren­cias en­tre am­bos Peugeot 307 en la pre­sen­ta­ción ex­te­rior ni in­te­rior. La ca­li­dad de los ma­te­ria­les em­plea­dos es similar y por su­pues­to no se han al­te­ra­do las co­tas de ha­bi­ta­bi­li­dad.

  • Confort: nacional

Po­si­ción de ma­ne­jo, asien­tos, e ins­tru­men­tal sin mo­di­fi­ca­cio­nes. Es­tá me­jor in­so­no­ri­za­do y pre­sen­ta cam­bios en la sus­pen­sión que dis­mi­nu­ye­ron rui­dos de ro­da­mien­to y me­jo­ra­ron el con­fort de mar­cha.

  • Motor/Transmisión: empate

El Peugeot 307 man­tie­ne los mo­to­res que traía has­ta el mo­men­to. En el ca­so de es­te XS Pre­mium, el 2.0 rin­dió ca­si las mis­mas pres­ta­cio­nes que la ver­sión eu­ro­pea eva­lua­da en no­viem­bre de 2002.

  • Manejo: empate

Los tra­ba­jos rea­li­za­dos en la sus­pen­sión me­jo­ra­ron el an­dar en ciu­dad y pi­sos des­pa­re­jos pe­ro no mo­di­fi­ca­ron el de­sem­pe­ño di­ná­mi­co a al­tas ve­lo­ci­da­des. El Peugeot 307 si­gue sien­do al­ta­men­te efi­cien­te en ru­ta.

  • Seguridad: empate

El equi­pa­mien­to de se­gu­ri­dad del Peugeot 307 nacional no ha va­ria­do con res­pec­to a igua­les ver­sio­nes im­por­ta­das, in­clu­so en las más ac­ce­si­bles. En el ca­so de es­te XS Pre­mium, se­ría óp­ti­mo si tu­vie­se tam­bién air­bags la­te­ra­les.

  • Costo/Beneficio: nacional

El Peugeot 307 de fa­bri­ca­ción na­cio­nal me­jo­ró los pre­cios en to­da la ga­ma, po­si­cio­nán­do­se me­jor den­tro de su seg­men­to. Al con­ser­var el ni­vel de ca­li­dad y equipamiento, su re­la­ción pre­cio-pro­duc­to es su­pe­rior, co­mo tam­bién probablemente la re­ven­ta.