noticias |

La rural más fiel es Toyota y se llama Corolla Fielder: mirá el impecable estado de esta unidad

En esta ocasión te mostramos una rural que sin dudas debería regresar al mercado argentino en su generación actual. No vas a poder creer su estado.

En auto test hemos manifestado en reiteradas ocasiones nuestra opinión sobre las rurales, una silueta ya prácticamente extinta en nuestro país, producto del avance de los SUV y crossover. Se trata de un formato que nunca debería haberse ido, algo que ya expresamos en varias notas. Por eso, cuando apareció en nuestro radar esta Toyota Corolla Fielder inmaculada no dudamos en volver a escribir sobre el tema.

Toyota Corola Fielder trasera

La página de Facebook Historias del motor de Franco Cipolla subió las fotos que ves en esta nota, de una unidad impecable que aparentemente fue a realizar un service a un concesionario oficial. A simple vista, por su estado pareciera que estamos ante una unidad con muy bajo kilometraje, pero esto no es así: de acuerdo a la publicación la Toyota Fielder tiene 140.000 kilómetros, que tampoco son demasiados teniendo en cuenta que por la patente es año 2004/2005, con lo cual tiene más de 18 años de antigüedad.

Te puede interesar
Prueba de consumo Toyota Corolla vs Nissan Sentra: ¿cuál gasta menos?

La Toyota Corolla Fielder que llegó a nuestro mercado importada de Brasil en una época que la oferta de rurales del segmento C era bastante nutrida, con exponentes como Golf Variant o 307 SW, a los que más tarde se sumaría Renault Megane Grand Tour, y a pesar de que tenía todo para ser un producto exitoso, finalmente la realidad es que pasó sin pena ni gloria y prueba de ello es que no se la ve de manera cotidiana en las calles de nuestro país.

Te puede interesar
Homenaje a una coupé y detalles deportivos: así es la nueva edición limitada del Corolla

Toyota Corolla Fielder frente

Las primeras unidades se ofrecían con el nivel de equipamiento XEI, que era el corazón de la gama Corolla. De esta forma, perdía algunos elementos de confort que sí estaban disponibles en el Corolla sedán full llamado SEG, como tapizados de cuero, climatizador, control de velocidad crucero, entre otros. Pero de su hermano tricuerpo mantenía la probada confiabilidad, un confort de marcha impecable y el eficiente motor 1.8 de 136 CV que no descollaba en prestaciones pero entregaba buenas cifras de consumo.

Quizás uno de sus defectos estaba en el diseño impersonal (una característica que el Corolla mantuvo con el tiempo pero supo modificar en su última generación) y los faltantes de equipamiento. Sin embargo, en líneas generales era un muy buen producto y un gran aliado de aquellas familias que buscaban no sólo un vehículo confortable, sino también que tuviera un baúl generoso con una boca de carga más accesible.

Toyota Corolla Fielder interior

Lo cierto es que en el resto del mundo la carrocería rural continuó acompañando al Toyota Corolla, al punto de que el modelo actual se ofrece con esta silueta en Europa y a mi parecer es una de las rurales más lindas que existen actualmente. Pero hoy el público general demanda SUV y eso lo demuestran las ventas en nuestro mercado del Corolla Cross, un vehículo que en líneas generales tiene la misma premisa que aquella Fielder de mediados del 2000, aunque lógicamente con otro envase.