noticias |

Hilux, Amarok, Ranger, Raptor y más: probamos siete pick ups a fondo en la arena

Llevamos a seis exponentes del segmento de pick ups medianas junto a un bonus track muy especial para exigirlos al máximo en un lugar y condiciones diferentes. Mirá todos los resultados.

Desde que pergeñamos el primer Master Test, allá por 2015, siempre nos dio curiosidad pensar cómo podíamos adaptarlo a vehículos concebidos para usos y, sobre todo, superficies alternativas. Con el envión y la excelente recepción que tuvieron los primeros que hicimos, nos animamos a llevar las pick ups y SUV al autódromo, pero siempre con la idea fuoripista dándonos vueltas.

Siete años después, con siete Master Test sobre el lomo e innumerables sugerencias de ustedes en todos nuestros canales, decidimos hacernos cargo, y pusimos primera para hacer realidad ese viejo anhelo del Master Test de pick ups en las condiciones adecuadas. Para eso, nos juntamos con uno de los grupos más idóneos en la materia: Xperience 4×4

Liderados por José Mujica, le expusimos nuestras inquietudes y a todo lo que queríamos someter a las camionetas: hace 30 años nos gusta analizar a fondo cada vehículo que pasa por auto test y, si hablamos de los más robustos del mercado, las ganas eran incrementales.

Master-Test-Pick-Ups-4

Una vez que nos pusimos de acuerdo con el equipo de Mujica, llegó el momento de atacar el desafío: no solo encontrar un lugar idóneo sino trasladarnos con toda la tropa hasta allí. El destino elegido fue Punta Desnudez, en Balneario Orense, un páramo con el marco ideal de arena y de movimiento para poder llevar a cabo las pruebas pautadas.

Este Master Test especial consistió en cuatro pruebas específicas (aceleración en arena 0-100 metros, frenada a fondo 80-0 km/h, camino sinuoso y ascenso de pendiente) para exponer a diferentes exigencias a cada pick up. Además, el resultado de las pruebas se combina con un boletín de calificaciones donde evaluamos diferentes aspectos relacionados al off road como los ángulos, el despeje, la capacidad de vadeo, entre otros

Master-Test-Pick-Ups-3

Los vehículos que evaluamos a fondo fueron los principales seis exponentes del segmento mediano de pick ups que se venden en nuestro país. Además, agregamos un bonus track muy especial. 

Fue una tarea casi titánica de logística, previsión y, por supuesto, de mucho trabajo desde la salida hasta la puesta del sol para los equipos de pruebas y de producción audiovisual.

Bienvenidos a un nuevo Master Test, posiblemente el más especial y espectacular que hayamos hecho en nuestra historia. Cabe destacar que en la conducción todo terreno nada es absoluto, todo es variable y la respuesta de cada vehículo depende de factores externos. Por eso decidimos no elaborar un ranking como hacemos siempre y presentarles los resultados de cada pick up de una forma más subjetiva.

Master-Test-Pick-Ups-2

Te puede interesar
Ford Ranger Raptor: así le fue en el Master Test de arena

Chevrolet S10

Chevrolet S10 Master Test arena

Para este primer Master Test especial, Chevrolet dispuso una S10 en su versión tope de gama High Country. Vale aclarar que en toda su gama la pick up del moño dorado ofrece un único motor, el poderoso 2.8 turbodiésel que entrega 200 CV y 500 Nm de torque, y en este caso se combina a una caja automática de seis velocidades. 

Respecto del sistema de tracción, es convencional con la posibilidad de elegir 4×4 alta o baja mediante una perilla en la consola central, pero carece de bloqueo de diferencial trasero. En contrapartida, incorpora control de balanceo para tráiler y control electrónico de descenso, que se suman a los clásicos dispositivos de seguridad activa (ESP y control de tracción). 

Pendiente con carrera 50 metros
Mejor tiempo: 10,19 segundos 57 km/h

Pendiente con carrera 20 metros 
Mejor tiempo: 11,25 segundos 41,7 km/h

Camino sinuoso 
Mejor tiempo: 40,63 segundos

Aceleración 0-100 metros
Mejor tiempo: 8,72 segundos a 72 km/h 

Frenada 80-0 km/h
Mejor distancia: 46,8 metros

Análisis estático

Chevrolet S10 Master Test arena

Si bien en las pruebas dinámicas la Chevrolet S10 tuvo un desempeño correcto gracias a la entrega y respuesta contundente del motor, en las evaluaciones estáticas quedó algo relegada frente a sus rivales

Esto se debió a que la capacidad de vadeo es limitada, así como también los ángulos de ataque y salida, algo que condicionó un poco el resultado en el análisis final. Y si bien para el off road más agresivo las protecciones inferiores son escasas, el chasis tiene una probada robustez, que pudimos verificar in situ en el recorrido sinuoso. 

Te puede interesar
Chevrolet S10: así fue su comportamiento en el Master Test de arena

Ford Ranger

Ford Ranger Master Test arena

La Ford Ranger era una de las más “veteranas” de todo el Master Test, a la espera de la flamante generación que comenzará a producirse en Pacheco a partir del año que viene. Al igual que en las pruebas realizadas en el Autódromo de Buenos Aires, la versión utilizada en este caso fue una Limited, tope de gama.

Así las cosas, nuevamente salió a la cancha el motor Puma de 3,2 litros y cinco cilindros (único con esa configuración) que desarrolla 200 CV y un torque de 470 Nm disponibles desde casi 1.800 RPM. Por su parte, esta mecánica viene combinada a una caja automática de seis marchas con convertidor de par, que se acopla a un sistema de tracción 4×4 que incluye ayudas como el control de descenso, de balanceo de tráiler y de carga activo, y además suma el bloqueo de diferencial, dispositivo que siempre viene bien para el off road más extremo. 

Pendiente con carrera 50 metros
Mejor tiempo:  9,12 segundos a 59 km/h

Pendiente con carrera 20 metros 
Mejor tiempo: trepó hasta 34,6 metros

Camino sinuoso 
Mejor tiempo: 41,71 segundos

Aceleración 0-100 metros
Mejor tiempo: 8,67 segundos a 70 km/h

Frenada 80-0 km/h
Mejor distancia: 44,6 metros 

Análisis estático

Ford Ranger Master Test arena

 

En el promedio general de todas las pruebas realizadas, la Ford Ranger logró una performance equilibrada producto de la entrega en baja del motor Puma y la solidez del chasis, que esperamos se mantenga en la nueva generación. 

A su vez, alcanzó un correcto desempeño en las evaluaciones estáticas, donde se destacó en ítems como los ángulos de ataque y salida, la distancia entre ejes, el bloqueo de diferencial, los controles y modos de tracción y las protecciones de los bajos, todo fiscalizado por el sello del lema Raza Fuerte utilizado por Ford en sus pick ups. 

Te puede interesar
Volkswagen Amarok: ¿en qué pruebas se destacó del Master Test de arena?

Nissan Frontier

Nissan-Frontier-Master-Test-arena-destacada

Tan solo unos días antes de la presentación de la renovada Nissan Frontier, llegó a Orense una versión full LE para participar del Master Test (que ahora se denomina Platinum y se ubica un escalón por debajo de la nueva Pro4X). 

Bajo el capot incorpora la fórmula ya conocida en Renault Alaskan, un motor 2.3 biturbodiesel con 190 CV asociado a una caja automática de siete velocidades que, vale la aclaración, también mantuvo con el rediseño. Esta fórmula se combina a un sistema de tracción 4×4 que carece de bloqueo de diferencial, una deuda que saldó con la llegada del mencionado restyling, al menos en la versión más equipada. 

Pendiente con carrera 50 metros
Mejor tiempo:  11,03 segundos a 52 km/h

Pendiente con carrera 20 metros 
Mejor tiempo: Trepó hasta 37,8 metros

Camino sinuoso 
Mejor tiempo: 41,16 segundos

Aceleración 0-100 metros
Mejor tiempo: 8,79 segundos a 71 km/h

Frenada 80-0 km/h
Mejor distancia: 46,3 metros

Análisis estático

Nissan-Frontier-Master-Test-arena-frente

En las pruebas dinámicas, la pick up cordobesa tuvo un desempeño regular ya que no se destacó en ninguna de las pruebas pero tampoco cerró filas. A la hora de las evaluaciones, la pick up fabricada en Córdoba se destacó en los ángulos, el despeje, la capacidad de vadeo, las trochas y su bajo peso, que a penas supera las dos toneladas.

Queda flotando en el aire cuál hubiera sido el desempeño de la nueva Nissan Frontier en las pruebas, sobre todo teniendo en cuenta las mejoras en la suspensión y la incorporación de más asistencias para el manejo fuera del camino, como el bloqueo de diferencial mecánico. Lo descubriremos en el próximo Master Test.  

Te puede interesar
Hilux, Amarok, Ranger, S10, Frontier y Alaskan: llevamos seis pick ups a la arena para probarlas a fondo

Renault Alaskan

Renault-Alaskan-Master-Test-arena-2

La Renault Alaskan fue la protagonista principal de aquel primer Master Test de pick ups realizado a fines de 2020, porque recién había salido del horno de Santa Isabel en Córdoba. Así las cosas, en Orense pusimos a prueba la versión full Iconic, que ofrece la misma configuración mecánica que su prima hermana de Nissan. 

Bajo el capot encontramos el conocido M9T cadenero de 2,3 litros biturbo que desarrolla 190 CV en la zona medioalta del cuentavueltas (4.000 RPM) y entrega un torque de 450 Nm entre 1.500 y 2.500 RPM. La transmisión corre por cuenta de una caja automática de siete velocidades.
A la hora del sistema de tracción, es convencional como la mayoría de sus rivales, con la posibilidad de conectar 4×4 alta y baja a través de un selector en la consola central. Además, posee control electrónico de descenso y diferencial de deslizamiento limitado, aunque carece del codiciado bloqueo. 

Pendiente con carrera 50 metros
Mejor tiempo:  11,40 segundos a 52 km/h

Pendiente con carrera 20 metros 
Mejor tiempo: Trepó hasta 40,5 metros

Camino sinuoso 
Mejor tiempo: 42,72 segundos

Aceleración 0-100 metros
Mejor tiempo: 8,81 segundos a 72 km/h

Frenada 80-0 km/h
Mejor distancia: 45,2 metros

Análisis estático

Renault-Alaskan-Master-Test-arena-frente

A la hora de hacer un balance general, la pick up de Renault se vio perjudicada por un desempeño mejorable en las pruebas dinámicas, donde solo se destacó en la frenada y la trepada con 20 metros de carrera. 

Por su parte, en las evaluaciones estáticas logró un resultado casi similar a su compañera de línea de montaje, destacándose en los ángulos de ataque y salida, el despeje, la capacidad de vadeo, la distancia entre ejes y las trochas. Igualmente, la Renault Alaskan es una pick up sólida con un correcto comportamiento en el uso off road, a pesar de que quizás le vendrían bien algunos caballos extra en el motor. 

Te puede interesar
Toyota Hilux: ¿cómo le fue en las pruebas del Master Test de arena?

Toyota Hilux

Toyota-Hilux-Master-Test-Arena

Como no podía ser de otra manera, directamente desde Zárate llegó una flamante Toyota Hilux en una variante SRX, que desde hace unos años reemplazó a la SRV como pináculo de gama. En este caso, el motor es un 2.8 turbodiésel que entrega sus 204 CV a 3.400 RPM y un generoso par de 500 Nm en un rango que abarca 1.200 RPM del tacómetro. 

Respecto del sistema de tracción, al igual que la mayoría de sus rivales, tiene la posibilidad de conectar la 4×4 alta y baja, pero también suma bloqueo de diferencial trasero, control de balanceo de tráiler y asistente de descenso en pendientes. 

Pendiente con carrera 50 metros
Mejor tiempo:  9,36 segundos a 58 km/h

Pendiente con carrera 20 metros 
Mejor tiempo: Trepó hasta 39,4 metros

Camino sinuoso 
Mejor tiempo: 40,37 segundos

Aceleración 0-100 metros
Mejor tiempo: 8,46 segundos a 74 km/h

Frenada 80-0 km/h
Mejor distancia: 43,5 metros

Análisis estático

Toyota-Hilux-Master-Test-arena-frente

La Hilux tuvo un muy buen desempeño en todas las pruebas dinámicas, alcanzando podio en cuatro de las cinco evaluaciones que realizamos. En el análisis estático se vio perjudicada con su ángulo ventral limitado producto del estribo, pero también se destacó con sus excelentes ángulos de ataque y salida, las protecciones de los bajos, los bloqueos y los diferentes modos de tracción. 

Por último, nunca está de más mencionar su probada confiabilidad a lo largo de su extensa trayectoria, sumado a que es la número 1 en ventas desde hace varios años y eso siempre es un plus en el balance general.

Te puede interesar
Renault Alaskan y su desempeño en las pruebas del Master Test de arena

Volkswagen Amarok

Volkswagen-Amarok-Master-Test-arena-2

En su segunda vuelta por un Master Test, por Orense pasó una Volkswagen Amarok Highline V6, que está impulsada por el 3.0 turbodiésel cadenero que entrega brutales 258 CV y 580 Nm de torque, que la convierten en la más potente y poderosa de toda la compulsa. 

Quizás esta versión tiene el mejor balance de toda la gama por su equipamiento, que está un escalón por encima de la Comfortline, y porque sus aptitudes off road no se ven tan perjudicadas como en las variantes Extreme y Black Style. 

Por su parte, el mencionado bloque de seis cilindros “en vé” se asocia a una eficiente caja automática de ocho velocidades con un sistema de tracción integral permanente mediante un diferencial Torsen, una configuración exclusiva en este segmento de pick ups de una tonelada. 

Pendiente con carrera 50 metros
Mejor tiempo:  8,91 segundos a 63 km/h

Pendiente con carrera 20 metros 
Mejor tiempo: 9,11 segundos a 40,4 km/h

Camino sinuoso 
Mejor tiempo: 39,29 segundos

Aceleración 0-100 metros
Mejor tiempo: 8,05 segundos a 79 km/h

Frenada 80-0 km/h
Mejor distancia: 41,2 metros

Análisis estático

Volkswagen-Amarok-Master-Test-arena-frente

En las pruebas dinámicas, la pick up bonaerense tuvo un rendimiento superlativo y de hecho fue la que mejor anduvo en la general. El análisis estático se vio enriquecido por lo que venimos hablando hasta ahora: el motor, la curva de torque, el funcionamiento de la caja y las ayudas electrónicas como el ABS off road y el control de descenso en pendientes, sumado al bloqueo de diferencial que es de serie en todas las Amarok. 

No obstante, la calificación final se vio perjudicada por sus ángulos de ataque y salida y el bajo perfil de los neumáticos, que no están pensados para el manejo agresivo fuera del camino. Más allá de esto, el balance final para la Volkswagen Amarok fue positivo.

Te puede interesar
Nissan Frontier: mirá cómo le fue a la pick up en el Master Test de arena

Bonus Track: Ford Ranger Raptor

Ford-Ranger-Raptor-Circuito-1

La Ford Ranger Raptor fue el “bonus track” de la jornada en Orense, dado que posiblemente se trata de la pick up mediana más capaz de todo el segmento concebida específicamente con ese fin. 

La Raptor llega desde Tailandia y se ofrece en una única variante con un motor 2 litros de cuatro cilindros sumado a un par de turbinas que le permiten entregar 213 CV y 500 Nm, que son enviados a las cuatro ruedas mediante una caja automática de diez velocidades. 

Además, la tracción es su razón de ser ya que Ford le puso prácticamente todo lo que tenía a disposición y por eso encontramos como complemento el sistema de gestión de terrenos de todo tipo: barro, sport, tierra, nieve y piedra.

Pendiente con carrera 50 metros
Mejor tiempo:  8,82 segundos a 60 km/h

Pendiente con carrera 20 metros 
Mejor tiempo: 8,91 segundos a 40,4 km/h

Camino sinuoso 
Mejor tiempo: 39,11 segundos

Aceleración 0-100 metros
Mejor tiempo: 8,11 segundos a 73 km/h

Frenada 80-0 km/h
Mejor distancia: 41,3 metros

Análisis estático

Ford-Ranger-Raptor-Estatica

Lo cierto es que a la hora de las pruebas, la única pick up extrazona anduvo excelente. Fue un placer manejarla y la realidad es que pulverizó casi todos los registros. Además, en el análisis estático se despegó notablemente del resto de participantes por el trabajo específico que tiene esta versión en particular en el chasis, las suspensiones y el sistema de tracción. 

De esta forma, pudo destacarse en los ángulos, el despeje, la capacidad de vadeo, las trochas, y los controles y modos de tracción, todo pensado para atravesar todo tipo de límite sin mayores dificultades. Celebramos que la gente de Ford haya decidido sumar a este exponente que ofrece prestaciones y capacidades únicas en el segmento.