noticias |

Estafas y planes de ahorro: un concesionario no entregó un auto 0 km y mirá lo que pasó

El damnificado está inscripto en el plan desde 2015 pero nunca recibió la unidad. ¡Conocé todos los detalles de este caso!

A través de un fallo de la Cámara de Apelaciones de Comodoro Rivadavia, una concesionaria de autos será condenada a entregar un vehículo cero kilómetro a un usuario de plan de ahorro que se había encontrado con imprevistos para acceder a su unidad. A su vez, la persona recibirá la suma de 400.000 pesos en concepto de una indemnización.

CONCESIONARIO AUTOS

Así lo informó el sitio ADN sur, donde se especificó que la demanda fue iniciada en 2015 por el suscriptor afectado, luego de que la agencia no le entregara la unidad cero kilómetro que se le había prometido al abonar la cuarta couta y cancelar el 30% del valor total del auto.

De esta forma, como suele suceder (lamentablemente) en la modalidad del plan de ahorro, en un momento el cliente se encontró con nuevos ítems a cumplir que surgieron en el contrato y que no figuraban desde un primer momento en la oferta publicitaria ni tampoco se le informaron al momento de la inscripción en el plan.

Te puede interesar
Tipos de tracción: ¿delantera, trasera o integral?

PLAN DE AHORRO

“La falta de información, la insistencia en el cumplimiento de requisitos que excedían lo ofertado con el objeto, poner la responsabilidad por la falta de entrega del vehículo en cabeza del cliente, la oposición sistemática al reclamo atrincherándose en cláusulas que contravenían lo publicado, son hechos que revisten la suficiente gravedad para ser sancionados por aplicación del artículo 52 de la ley de Defensa del Consumidor”, señala la sentencia citada en la nota del medio oriundo de Comodoro Rivadavia.

Te puede interesar
Nueva Fiat Toro, 5008, Duster 4×2 y VW Taos en Auto Test de octubre

Asimismo, en el fallo se resalta que a pesar del paso del tiempo y la falta de cumplimiento por parte de la concesionaria, el usuario en cuestión que realizó la denuncia siguió abonando mensualmente las cuotas comprometidas al momento de firmar el acuerdo.

Por último, se espera que este caso sirva para desalentar el abuso en el que caen diversas compañías en nuestro país para “aprovecharse” de la debilidad del usuario y su deseo de acceder a su primer cero kilómetro. La sentencia destaca que “resulta claro que tanto la agencia como la fábrica del vehículo en cuestión pudieron beneficiarse de la no entrega de la unidad, pues se dedican en forma profesional y exclusiva a la venta de los mismos”.