noticias |

(Video) Así de peligroso es viajar con los pies sobre la plancha

El RACE y Goodyear han realizado en la sede de Cidaut, Valladolid, un crash test para mostrar lo peligroso que es viajar con los pies apoyados sobre la plancha.

1366 2000

En base a los datos recopilados, en la prueba de impacto se colocó un dummie en el asiento del conductor sujeto con cinturón de seguridad holgado, en una posición cercana al volante; al copiloto, con el respaldo recostado y las piernas en el parabrisas; y al pasajero trasero izquierdo, sin cinturón de seguridad y sujetando en sus brazos a un bebé, y se sometió el vehículo a un impacto frontal a 56 km/h.

Se trata de un impacto a una velocidad que, si bien apenas supera la máxima permitida en ciudad, puede significar consecuencias devastadoras. En el caso del conductor, la presión ejercida por el ocupante trasero supera las dos toneladas y las aceleraciones de cuello y cabeza superan los niveles máximos que se pueden soportar.

Si atendemos al copiloto, la compresión del tórax supera el doble del límite tolerable por una persona, con causa mortal. La cabeza del dummie golpea contra las piernas, y también supera los niveles máximos, mientras las piernas, por su parte, impactan con el parabrisas delantero.

En lo que respecta al ocupante trasero, la fuerza que proyecta el adulto es de 3,5 toneladas métricas, aplastando al bebé contra el asiento delantero, primero, y al conductor contra el volante, a continuación. Además, durante la llamada fase de rebote, el ocupante vuela por el habitáculo, se golpea también contra el techo y finaliza el impacto sobre el cuerpo del bebé.

 

También podría interesarte: