noticias |

Basado en el X5: así es el BMW i Hydrogen Next

BMW Group se está equipando para los innumerables requisitos de movilidad futura, como lo ilustra el vehículo de desarrollo de celdas de combustible BMW i Hydrogen NEXT que espera a los visitantes en el Salón del Automóvil de Frankfurt 2019

La marca alemana trabaja bajo el supuesto de que, en el futuro, existirán varios tipos alternativos de sistemas de accionamiento, ya que no existe una solución única que cubra el espectro completo de las necesidades de movilidad de los clientes en todo el mundo. Los vehículos de hidrógeno representan una alternativa importante y una adición a los sistemas de accionamiento eléctrico de batería.

En 2022, BMW Group planea presentar la próxima generación de sistemas de accionamiento eléctrico de celdas de combustible de hidrógeno en un modelo basado en el actual BMW X5. El BMW i Hydrogen NEXT proporciona una visión inicial de lo que este modelo ofrece. BMW comenzaría a ofrecer vehículos de celdas de combustible para clientes en 2025 como mínimo, pero el tiempo depende en gran medida de los requisitos del mercado y las condiciones generales.

Te puede interesar
Del Fiat 128 al BMW M4: los mejores autos de Diego Maradona

Este vehículo demuestra que esta tecnología puede integrarse efectivamente en un auto dinámico como el BMW X5. Las ligeras modificaciones en el diseño del vehículo lo hacen deliberadamente reconocible como un modelo BMW i, marca del Grupo que defiende la innovación.

En la parte delantera, las modificaciones son más visibles con el patrón distintivo BMW i Blue en el capó. Este patrón reaparece en forma tridimensional en las tomas de aire. La forma y el color del patrón forman un flujo dinámico a través del frente y los flancos del cuerpo en color Mineral White. Los detalles en las llantas de aleación ligera proporcionan una confirmación adicional de los genes BMW i del modelo.

Te puede interesar
¿En un avión? Así nació la BMW X5

La naturaleza innovadora del vehículo de desarrollo también brilla en la parte trasera. Su diseño en blanco sin tubos de escape destaca claramente que el sistema de conducción del vehículo produce cero emisiones locales.

Los vehículos eléctricos de celda de combustible impulsados por hidrógeno (FCEV) pueden ofrecer movilidad sin restricciones de cero emisiones con características de uso similares a los vehículos convencionales: tiempos de reabastecimiento de combustible de menos de cuatro minutos, largo alcance, sin compromisos en términos de comodidad, idoneidad para el remolque y muy poca dependencia de las condiciones climáticas, lo que significa que los clientes disfrutan de un amplio rango operativo tanto en verano como en invierno.

Te puede interesar
¿En un avión? Así nació la BMW X5

Para hacer todo esto posible, se necesita una infraestructura de hidrógeno adecuada para el trabajo en cuestión. En la mayoría de los países, tales infraestructuras de suministro aún se encuentran en las primeras etapas de desarrollo.